Reflexología en el entorno familiar



 “Otra forma de conectar con los que más quieres”

La Reflexología podal es una técnica sencilla, no invasiva, que potencia la salud y la capacidad de autorregulación del cuerpo. No tiene efectos secundarios y puede ser utilizada en cualquier edad.

Se trata de una técnica milenaria que activa los procesos curativos del propio cuerpo. Consiste en presionar y masajear las diferentes partes del pie, ya que en ellas están ubicados todos órganos del cuerpo, con el fin de aliviar, mejorar y restablecer el equilibrio homeostático del organismo, es decir el “equilibrio perfecto”

La Reflexología podal fortalece el sistema inmunológico y equilibra el estado de ánimo gracias a la relajación que proporciona. Podríamos resumir en tres los beneficios de esta sencilla pero increíblemente efectiva Técnica:

  • Produce un efecto relajante que ayuda a eliminar el estrés y facilita la relajación física y mental.
  • Estimula la circulación sanguínea y linfática.
  • Fortalece el sistema inmunológico y el potencial de auto sanación del cuerpo.

La Reflexología te ayudará no sólo a relajarte y poner freno a ese estado de estrés que nos va envolviendo sin apenas darnos cuenta, también te será útil para potenciar tu sistema inmunológico, yo solía decir y creo que te será familiar “no puedo permitirme el lujo de ponerme enferma” aunque lo que debería decir es ” quiero estar sana”, pues ahora tienes una herramienta poderosísima que te ayudará a que tu sistema de defensas se active y cumpla su labor cada vez que sea necesario.

Tu aparato digestivo también notará los beneficios de esta terapia, el estrés influye directamente sobre nuestra digestión. Además del estrés, la ansiedad provoca también la descarga de adrenalina. Esta segregación activa el sistema simpático e interrumpe el parasimpático (estos sistemas no pueden funcionar a la vez). La activación del sistema simpático provoca el cierre de los vasos arteriales e interrumpe la digestión, que se realizará entonces de forma incompleta.

Cuando el hombre primitivo debía hacer frente a los depredadores, ante una situación de peligro, su sistema simpático se activaba para poder correr y sobrevivir de forma que otros procesos secundarios como la digestión eran interrumpidos. El cuerpo da preferencia al suministro de sangre a los músculos, retirándola de la digestión.

Todos los órganos pueden soportar condiciones adversas durante cierto tiempo, pero ¿hasta cuándo?

A veces nos comportamos como si esos mismos depredadores nos estuviesen persiguiendo constantemente.

Date un respiro, y nunca mejor dicho, se consciente de tu sistema respiratorio y lo que la Reflexología puede hacer por él. La respiración nos habla de la relación que tenemos con la vida. Toma conciencia de tu respiración, valórala y pon atención, estate presente, te puedo asegurar que notarás la diferencia.

Y por último, tu sistema urinario, fundamental a nivel reflexológico, el encargado de depurar tu cuerpo de desechos y toxinas acumuladas.

Además, podríamos hacer un apunte, del que hablaré otro día, y es que nuestros fluidos están directamente relacionados con las emociones, esas emociones que a veces contenemos pero que es fundamental encontrar un camino, tu camino, para dejarlas salir, para que sigan su cauce y cumplan así su función, sin hacerte daño, todo lo contrario ayudándote a crecer como persona.

Como dice Eric Rolf: “La vida nos habla en susurros; si no somos conscientes de su mensaje, nos habla más alto; si aún no sabemos entender o no hacemos caso, nos sigue hablando más y más alto hasta que nos da un grito. Ese grito es el dolor; la enfermedad o el accidente.”

Te invito desde aquí a que entrenes tus manos, y conozcas una terapia que, sin duda, contribuirá al bienestar, tanto de tus hijos como del resto de tus seres queridos.

A diario veo en mis cursos alumnos que como tú, nunca se había planteado ningún tipo de formación en terapia manual;  pero, sin embargo, de forma intuitiva se veían atraídos por tomar entre sus manos esa parte del cuerpo que tenemos tan olvidada como son nuestros pies, avanzan y se adentran en un mundo fascinante del que se enamoran cada día más cuando ven los fantásticos efectos en su hogar.

Se trata de una herramienta muy útil en el entorno familiar,  proporcionándonos bienestar no sólo a nivel físico sino también potenciando el vínculo afectivo. Bebés y niños son sumamente receptivos a la estimulación de las zonas reflejas del pie. Su respuesta es inmediata y positiva. Con la Reflexología les ayudaremos a liberarse de pequeños malestares que suelen presentar durante sus primeros días, meses y años en su vida.

Entrena tus manos para hacerle a quien más quieres un regalo especial. Siéntate, respira y toma su pie. Ayúdale con tu tacto, no sólo a nivel emocional sino  también en el plano físico. Déjate guiar por esta maravillosa técnica “la Reflexología” y deja que ella actúe. Será tu aliada, tu amiga, tu compañera cuando en muchas ocasiones no sepas a dónde acudir. La solución no está fuera sino dentro de nosotros, lo único que debemos hacer es escuchar nuestro cuerpo y sus mil maneras de hablarnos. Estudia su lenguaje, habla con él a través de tus manos y disfruta junto a tu familia  de este fantástico regalo.

Renée Iglesias
Instituto de Reflexologia Especial
www.reflexologiaespecial.es
instituto@reflexologiaespecial.es
Tefl. 686 101589

 


Si te ha gustado, compártelo...








Deja un comentario