#Publicidad

[email protected] a este blog en el que comienzo hoy a participar. Espero que mi artículo os sirva de reflexión, inspiración o tal vez de relajación con una lectura agradable.

Soy maestra y terapeuta de reiki desde hace aprox. 13 años y realizo formaciones en Reiki Usui Tibetano, Reiki Karuna, Reiki Egipcio y Reiki Unitario. Compagino esta actividad con mi trabajo diario en un comercio y me siento muy afortunada de conocer y enseñar este arte milenario de sanación tan sencillo y eficaz al mismo tiempo. Además el Reiki no es sólo una terapia sino un camino de autoconocimiento y equililio mental-emocional que nos acompaña durante toda la vida si lo desarrollamos y practicamos asiduamente.


Mi primera idea al pensar en este artículo fué explicaros mi visión del reiki, la manera en que hago las formaciones y mi método de trabajo particular. Pero para todo ello hay tiempo, ya que espero que este no sea nuestro último encuentro..

Habéis leío o escuchado el término “ terapia deL cielo”? Empecé a llamar así a la práctica que llevo unos meses realizando y que descubrí durante el confinamiento que vivimos hace más de un año. Estoy segura de que [email protected] empleamos ese tiempo con actividades que nos agradaban y aportaban al menos bienestar y creatividad.

Me dediqué un día a contemplar el cielo raso en mi terraza y os voy a contar lo que aprendió mi alma en esta actividad sencilla y aparentemente aburrida. Vivo en el último piso en un barrio de Madrid capital. El amplio espacio que hay entre los edificios me permite contemplar el cielo sin obstáculos y así es como desde mi tumbona en la terraza me coloco casi todos los días a contemplarlo descubriendo las señales que el Universo a través de él me transmite. Por unos minutos desconecto de la rutina y descanso mi cuerpo y mente de una manera completamente natural, sana y gratuita claro – jajaja-

Quén sabe, tal vez os animéis a probar esta técnica cuando os cuente lo que descubrí en ella…

El precioso cielo de Madrid tiene su propio lenguaje y enseñanza.

Lo que primero me llama la atención es el vuelo de los pájaros. En mi barrio hay bastantes árboles por lo que varias especies de aves viven por allí a sus anchas. Observo, simplemente observo, cómo vuelan de un lado a otro, en grupo o solos, sin parar, sin obstáculos, van y vienen. Son tan libres…y eso es lo que me transmiten: el sentimiento de libertad. Por unos minutos me identifico con ellos y también soy mujer pájaro. Me fundo en la sensación de libertad total y me siente ligero, tranquila y feliz. Imagino cómo se sentirán mientras vuelan y comprendo su felicidad.

Me podría pasar así horas, me fascina verles volar. Podéis imaginar el cambio que da mi estado de ánimo después de unos minutos allí, liberándome así del estrés de la vida diaria.
También contemplo el cielo, azul, inmenso, infinito…entonces mi mente se expande, se aquieta y se libera fundiéndose con él. Realmente es un ejercicio meditativo y si te dejas llevar por la experiencia entras en un estado de relajación y conexión con tu Ser. Ya no hay pensamientos que te distraen y agitan, simplemente estás en el aquí y ahora inmersa en el color azul infinito.

Realmente es una terapia, verdad?

Muchos días de repente aparece una cigüeña, un ave magnífica con un vuelo elegante y majestuoso. Me da mucha alegría cuando llega, para mí es siempre una agradable sorpresa.Presagio de buena suerte y de novedades positivas , me recuerda que la Diosa Madre está conmigo siempre y a través de este animal, con el lenguaje de la Naturaleza me indica que conecte con mi dimensión espiritual, con el mundo celeste, mis ideas con las que comienzo a crear. Le agradezco a la Diosa su mensaje a través del simbolismo de este ave que vuela cada vez más alto y desaparece con sus enormes alastan ágiles y fantásticas.

En ese momento me dirijo desde mi Ser a la Diosa omnipresente fundiéndome en su Energía Cósmica.

Con todo ello mi vibración energética ha dado un cambio radical y me siento pletórica de fuerza y felicidad. A que el cielo es una terapia ?

Hay veces que aparecen nubes pero la luz del atardecer las aporta tonalidades azules, rosas, violetas y entonces parece que es un cuadro pintado por Dios o los ángeles. También me maravilla.
Después de todo ello ya me siento conectada con mi Ser, que me sana y me transmite entonces lo que debo saber…

Bienvenido cielo, mundo celeste, Diosa…estoy aquí viva ahora. Recibo y bendigo vuestra Energía y la sanación que me aportáis.

Ahora entiendo que en las cosas más sencillas y a nuestro alcance siempre tenemos oportunidad de cultivar nuestra espiritualidad y conexión con el Creador/a Cósmica.

Apreciar la belleza y los pequeños milagros que se producen a diario me hace ver la vida con esperanza e ilusión. A pesar de las dificultades y pruebas, siempre hay un espacio donde sentirse segura, en paz y agradecida por lo que tengo ahora.

Belén Tárano
www.escueladereikisolyluna.com
[email protected]

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Encuéntranos en...

#Suscríbete..

#Publicidad

#Próximos eventos

08:00 PM - 09:30 PM

CONFERENCIA GRATUITA: LA CLAVE PARA SANAR EL CUERPO, LA EMOCIÓN Y LA MENTE

CONFERENCIA GRATUITA ONLINE: LA CLAVE PARA SANAR EL CUERPO, LA EMOCIÓN Y LA MENTE Martes, 9 de Noviembre 2021 a...

Nov 9, 2021
-

CONSULTAS PRIVADAS NOVIEMBRE DRA. MARILYN ROSSNER – ONLINE VÍA ZOOM

¡La DRA. MARILYN ROSSNER pasará consultas ONLINE vía Zoom! La Dra. Marilyn Rossner es una de las mejores médiums a...

Jan 1, 1970

#Facebook

#Instagram

Post más leídos

Holístico Somos uno

Publicaciones relacionadas

Las máscaras del ego

Las máscaras del ego “Más conocimiento, menos ego; Menos conocimiento, más ego”-Albert Einstein- Si bien