Venta de inmuebles a través de las energías



Hoy en día hay un acumulo de herencias de inmuebles que están paradas en el tiempo. Casas que por más que intentemos vender, pasan los años y se quedan en el olvido. Dinero retenido por unos campos energéticos vinculados a familia, difuntos y a la propia alma de la casa. Bajadas de precios, discusiones de herederos, puertas cerradas que sólo generan gastos innecesarios en impuestos y comunidades.

A continuación, una de nuestras muchas experiencias en la venta de inmuebles para que os pueda servir de ayuda.

Un grupo de hermanos recibe una herencia con dos viviendas tras fallecer su madre, una de ellas situada en las playas de Levante y otra en un barrio conocido de Madrid. Dos viviendas cerradas durante años que no llamaban la atención a ningún comprador.

Una de las hermanas con conocimientos en temas energéticos, se pone en contacto con nosotros, ya que le había llegado información de que habíamos vendido más inmuebles por mediación de trabajos relacionados al espiritismo y las constelaciones.

Después de una entrevista con ella, empezamos a desarrollar los puntos más importantes que mueven a la venta y está relacionado con las almas y el espíritu, el corazón de la casa, la energía y vida de la misma, la relación entre la familia heredera y muy importante, cómo está el difunto, en este caso, la madre.

El primer paso fue ir a la vivienda situada en Madrid, puesto que detectamos, a través de la mediumnidad, que estaba muy relacionada a la venta del piso de la playa. El piso estaba cerrado, el olor nos transmitía melancolía, los objetos personales de la familia y de la difunta seguían allí. Carlota, que lleva este tema con nosotros, recogió todo, dejando la vivienda con una base limpia. Días después fuimos a limpiar el piso con aguas florales, inciensos depurativos, y canalizaciones. En una de las habitaciones, la más oscura al pasar el péndulo y abrir los estados de videncia, detectamos un espíritu oscuro, espíritu que pertenecía a la propietaria que, en vida, habitaba en el piso de arriba y se había traspasado a esta vivienda (os informamos a todos los que no conocéis estos temas, que los espíritus perturbados se encuentran a gusto en el desorden o en sitios abandonados), conectándonos con ella y explicándole que no le pertenecía ese lugar. Conseguimos elevarla y que esa habitación quedara libre para la visión del comprador.

El corazón de la casa empezó a latir llenando de vida todos sus rincones.

A continuación, realizamos una conexión espiritista con la difunta madre, pidiéndole que nos ayudara a vender las viviendas que ella había disfrutado en vida. Ella nos dijo que teníamos que ir a visitar su tumba.

Han sido varios los acompañamientos a la heredera a ver a su madre, pero queremos destacar que, en la primera visita, Carlota se dio cuenta que en la tumba familiar faltaba el nombre de su madre, un No reconocimiento al cuerpo de la desencarnada. Carlota rápidamente contrató la placa para su madre. A través de la mediumnidad pusimos en contacto a madre e hija. La madre le pidió más visitas a su tumba, ya que le daba miedo el lugar donde se encontraba, le pidió el nombre en la lápida, le pidió flores cada vez de un color y le pidió que le llevara una biblia. A partir de ese día todo empezó a fluir.

Nos dirigimos a la casa situada en la playa. Allí honramos con la foto de la difunta los momentos que ella había vivido allí, limpiando con prensa de plantas la vivienda y colocando un altar. Ella nos dijo: “Este piso se venderá antes.” Así fue, al poco tiempo se concretó la venta. Ahora sólo faltaba el piso de Madrid.

Siguiente paso, ver el orden del amor de los herederos. En este caso empleamos una herramienta muy apreciada por nosotros, las constelaciones. Siguiendo el movimiento del espíritu, trabajamos sobre los bloqueos entre hermanos y difunta y bloqueos de la inmobiliaria que llevaba la presentación, quitando capas y capas de cebolla oxidadas para llegar al punto de la venta.

Entre medias, rituales que nosotros hemos bautizado como tónicos de energía, para equilibrar el pH de la situación.

Estábamos por muy buen camino en un tiempo corto, pero… ¿qué era lo que faltaba? Un último detalle… ¿qué pasaba con el alma de la casa? Ahora tocaba desbloquear algo que percibíamos y tenía relación con el movimiento del espíritu. Carlota quedó sorprendida cuando en nuestra última constelación vimos como la casa miraba con pena y mucha melancolía al dueño anterior, a quien la madre de Carlota había comprado la vivienda. Sanamos el movimiento, despedimos al espíritu del antiguo dueño y al fin la casa se vendió.

Para nosotros es un orgullo trabajar para el orden del amor y la justicia de los espíritus.

Desde aquí queremos transmitir todo nuestro agradecimiento a aquellas personas que han confiado en nuestro trabajo y que sobre todo han puesto tanta fe en los movimientos.

Mercedes González Flores y Hugo González
Corazón y vida, centro de relajación y bienestar
www.corazonyvidamadrid.com
info@corazonyvidamadrid.com

 

Si te ha gustado este contenido, compártelo…
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email








Deja un comentario