La nueva comunicación en tus manos



La Nueva Comunicación en Tus Manos: Inter Comunicación Mental a Distancia (ICMD)

En los últimos tiempos, el mundo material nos ha inhibido parte del potencial innato de nuestro cerebro. Al desenterrar los siguientes trozos de historia “encriptados” en nuestro subconsciente, no nos queda otra cosa que maravillarnos de los múltiples “poderes” que tenemos y no somos conscientes todavía.

Los sabios de la antigüedad supieron que el cuerpo, y en especial el pulso, es un valioso instrumento que informa, sin palabra y sin verbo.

Los testimonios escritos revelan que incluso Hipócrates utilizaba el pulso para examinar a sus pacientes como un curioso estudio: saber si estos mentían.

Con la ayuda de la Inter Comunicación Mental a Distancia (ICMD) podemos conseguir la deseada comunicación con nuestro subconsciente, incluso podríamos traspasar los límites de la lógica y emplear una misteriosa comunicación con nuestro más profundo saber.

¿Qué es la Técnica ICMD?

“Es una teoría adaptada a la práctica consciente. Con la ayuda de esta práctica podemos emplear una comunicación con nuestro inconsciente y con el consciente o inconsciente de otra persona, incluso a distancia y a cualquier distancia. Aunque tiene explicación en la mecánica cuántica, es percibida y comprendida en la práctica de la observación visible, la percepción y la relación de nuestra mente con la materia como cuerpo físico.

Es una metodología que emplea la percepción del pulso o de cualquier manifestación corporal innata, dirigida desde el consciente hacía el inconsciente. Al poder comprobar en el pulso, el retorno lleno de información bajo forma de respuesta binaria nos trasporta a un mundo sutil y a la vez intrigante. Cualquiera puede llegar allí, quien ha preparado su cerebro con un constante entrenamiento del pensamiento-reacción-percepción.

Siguiendo unos cuantos pasos, podemos llegar a conectar mentalmente con cualquier persona. El pulso de la vida también es el pulso de la mente, consciencia y la emoción. La esencia de la intercomunicación la tenemos todos en nuestras manos. La mente es capaz de influir en el cuerpo, como materia. Las señales del cuerpo a la vez son instrumentos por interpretar de la evidente relación, entre el mundo material visible y el otro mundo invisible.

Mediante la sutilidad, percepción, experiencia, la práctica de ICMD está, más cercana al arte que a lo que llamaríamos “ciencia”.

La mente y la consciencia es una asignatura pendiente de la ciencia, imposible de explicar por ahora y el arte está totalmente desvinculado de la ciencia. Cabe mencionar, que su fusión quizás nos ayude algún día a entender más sobre nosotros mismos: en cuerpo y mente-consciencia.

Tictac

El pulso, es el símbolo de unión del cuerpo físico y el otro “YO” invisible. Es hora de que aprendamos de esta importante información que nos brinda.

El pulso nos informa de nuestra vida emocional y de nuestra consciencia también. Es una total novedad el hecho de que, observando nuestro pulso, podemos leer allí donde aparentemente no hay letras. Aprender a interpretar estas señales, estamos delante de una gran revelación: el cuerpo habla y se expresa, sin palabras.

Descubrirás que este valioso instrumento de comprobación de la reacción física como parte material, resultado de los pensamientos conscientes sobre hechos pasados, presentes y/o intenciones, decisiones tomadas o cualquier preocupación por el futuro, acaba de dejar de ser oculto.

Desde nuestra más escondida parcela de nuestra consciencia, después de haber aprendido a conectar con las coordenadas de nuestra “encriptación”, podemos desenterrar fragmentos capaces de hablar por sí solos.

 TÚ, HOMBRE, ¡QUÉ GRAN POTENCIAL TIENES! ¡DESCUBRELO!

Dina Furceanu
Imparte cursos sobre las técnicas: ICMD, Hua tuo, Bowen.
Autora del libro: “Puedo Leer Tu Mente”.

Más información:
Tel. 636 334 975 (También WhatsApp)
leertumente@gmail.com


Si te ha gustado, compártelo...








Deja un comentario