Animal de Poder: El Oso



Las personas nacidas entre el día 22 de agosto y el 21 de septiembre tienen como animal de poder al oso.

El oso en las distintas culturas:

En América:

Para los nativos americanos representa el chamán, el curandero y el sabio de la tribu en términos generales.

Utilizaban su pelo para protegerse del frio y sus garras como herramientas y utensilios. También se colocaban una máscara hecha con el cráneo del oso. 

Para los Lakotas : el espíritu del oso es el curandero más eficaz y se entra en contacto con él a través de la visión. 

Para los indios Pima y los Navajo el oso escucha y comprende las palabras de los hombres desde kilómetros de distancia. Cuando veían a un oso en el bosque consideraban que ese lugar estaba habitado por espíritus buenos y por tanto era una zona sagrada. El oso representaba la prudencia y la cautela como conductas a seguir en la vida.

Para los Inuit la “madre de los osos” dota a los chamanes de la capacidad de ver el mundo espiritual.

Los Incas: el oso era el nexo de unión entre la tierra y los Dioses. 

Los quechuas: el oso intercedía en la relación entre los humanos y el mundo superior.

El oso en Europa: En Grecia ya aparece con Artemisa la diosa de la caza. Los griegos identificaban a la constelación de la Osa Mayor con el oso. En Roma conocida como Diana era la diosa lunar que se encargaba de los nacimientos siendo virgen. En la cultura Escandinava el oso podía representar tanto al Dios Odín como a su hijo Thor. Los guerreros vikingos conocidos como Berserkers vestían solo con pieles de oso y en la batalla combatían con máscaras de oso para mostrar su ferocidad en el combate. Este acto lo hacían porque no solo pensaban que así atemorizaban a los enemigos sino porque obtenían la fuerza característica del oso. Consideraban que al poder ponerse sobre 2 patas, los osos,  y caminar erguidos como el humano  eran demasiado poderosos y evitaban cazarlo. En algunos mitos se recoge la creencia de que en público tenían su pelaje animal pero en que privado y en soledad mostraban su aspecto humano.

Los Celtas: asociaban al oso con la luna a través de la diosa celta Berna y con el guerrero. En la mitología celta se asocia al oso con Arturo cuya raíz significa “oso”. Artio era la diosa celta, una de las manifestaciones de la luna y era un oso. 

En  Siberia “la tierra es la oreja del oso”.

En Oriente: Está relacionado con el principio masculino yang. En Japón representa la lealtad, fuerza y sabiduría. Para la tribu Ainu que vive en el norte de Japón, el oso puede hablar directamente con Dios y transmitir sus mensajes a los seres humanos. En China el oso de la luna creciente es un ser sagrado amparado por la diosa budista Kuan Yin cuyo atributo más distinguido es la compasión. En la India la Osa Mayor era identificada por los hindúes como la constelación que dio origen al universo y generadora de las distintas estaciones del año (primavera, verano, otoño e invierno). 

Características de la persona nacida en estas fechas (22 de agosto al 21 de septiembre)

Generoso, entregado con amor incondicional a los demás. Humilde y mostrar gran timidez.

Escéptica, vaga ,prudente, reservada. Educador que transmiten su enseñanza con una templanza contagiosa. Pragmático y consecuente; suelen acudir   a pedirle consejo en situaciones difíciles. 

Medicina del Oso como animal guía de poder o tótem: 

Fuerza, valentía y fortaleza para superar cualquier obstáculo que nos impida avanzar en nuestro camino. Capacidad de reflexión en la introspección mirando hacia sí mismo como  vía de empoderamiento preparándose para los cambios ya que la vida está en continuo movimiento. Liderazgo y solidaridad con aquellos más necesitados. Tranquilidad, paz, maternidad, paciencia, benevolencia, poder. Soberanía, resurrección.

Con la hibernación el oso nos muestra lo necesario que es ir hacia adentro, descansar y no hacer, mirarse uno mismo para coger fuerza para cuando la vida nos empuje a compartir con los demás. Te invita a que tomes tus decisiones desde la calma y el recogimiento y a que no te precipites en pasar a la acción. La solución a tus inquietudes está en tu interior y con una mente calmada y en silencio hallaras las respuestas.

El Oso como Chamán

En muchas culturas es considerado como  el animal chamanico por excelencia.

El oso es reverenciado por todos los pueblos de la Taiga, desde Escandinavia al Japón, desde Alaska hasta Quebec. Se le denomina el Señor del bosque, el Animal sabio y sagrado o el Viejo de zarpas pulidas. Se supone que el oso todo lo oye y todo lo comprende. Por eso, a la hora de cazarlo, se habla de manera alegórica y en voz baja. Y antes de matarlo dentro del guarida, le despiertan, por respeto… […]

Los rituales del culto del oso, como también de la fiesta especial que se le dedicaba, tenían una doble finalidad, en primer lugar, desligarse de la culpa por la muerte y, en segundo lugar, ofrecerle la posibilidad de resucitar. […] Para facilitarle las cosas, los evenks disponían los huesos del animal en una plataforma especial, ordenados anatómicamente, mientras que los khantis los enterraban juntos en el bosque o los lanzaban a un lago.”

PsilosKeef,
“Cosmogonía de los pueblos de la taiga y la tundra”
.

La cultura Dorset, que floreció en el Ártico aproximadamente entre 500 a.C. y 1.000 d.C., ha legado tallas de marfil de Osos Polares “voladores” que probablemente representan los viajes espirituales de los chamanes.

“El oso era el más sagrado de todos los animales. Después de matar a un oso, los vogul y los ostiaco celebraban fiestas de complicado ceremonial que podían durar varios días y en el curso de las cuales se ejecutaban los espectáculos del oso. Las ceremonias terminaban con la solemne elevación del cráneo del oso a un árbol, cuyo objeto era permitir que el alma del oso volviera a su tierra para renacer y, a la vez, obtener la reconciliación con la especie entera.”

Ivan Paulson
“Las religiones de los pueblos árticos.

Abraza tu esencia
www.abrazatuesencia.com


Si te ha gustado, compártelo...