close
Salud naturalTerapias

Reflexología y Dolor: Cómo Lograr que el Dolor Desaparezca de nuestras vidas

Antes de comenzar el artículo, me gustaría hacerte una pregunta, porque estoy segura de que, más de una vez en tu vida, habrás sentido algún tipo de dolor, poco o nada molestos, otros más fastidiosos y algunos, de esos que te dejan paralizado. Pues bien, allá va mi pregunta, ¿cuánto hubieras dado por hacer que esos fastidiosos o paralizantes dolores desaparecieran rápidamente y para siempre?

Que conste que sin ser adivina, conozco la respuesta y, ¿sabes por qué? porque sé, por experiencia propia y, por la de muchos de los pacientes a los que he tratado, que el dolor está presente en la vida de todos y cada uno de nosotros.

Aprendí hace muchos años no sólo a deshacerme de los míos con Reflexología Podal, sino a verlos venir de lejos conociendo mis emociones y los miedos que andan escondidos y los producen. Fue muy importante sacarlos de mi vida con esta gran aliada llamada Reflexología, y sabiendo cómo y cuánto contribuye esta terapia, no sólo al tratamiento del dolor, sino también a su prevención, me embarqué en aprenderla.

Por entonces no había muchas Escuelas dónde se impartiera esta Formación, ni Centros Terapéuticos dónde tratarte, pero yo me moví por Madrid y Barcelona para asistir a todas las formaciones, que en la época había, aparentemente repetía muchos cursos, pero lo cierto es que cada escuela y cada formador me enriquecía personal y profesionalmente, si venían a impartir formación desde fuera de España algunas autoridades en la materia, allí estaba yo, por ejemplo me formé con Dwight Byers, sobrino de Eunice Ingham.

Por suerte, hoy en día, hay Formaciones muy sólidas impartidas por Escuelas donde la dirección de los Cursos está en manos de persona/as que no sólo enseñan una teoría, que fácilmente puedes aprender en algún buen texto, sino que transmiten su gran experiencia y grandes conocimientos, porque además de ser Reflexoterapeutas experimentados, tienen otras importantes Formaciones, como base de su quehacer terapéutico y didáctico.

Por supuesto que los cursos tampoco podrán tener el mismo coste económico, ya que el valor de esos cursos es proporcional a la garantía de calidad, y se sale de ellos transformado en un auténtico Reflexoterapeuta, sabiendo muchísimo para poder trabajar con garantía profesional y si la escuela ofrece prácticas terapéuticas supervisadas, además de ser una garantía para que trabajes bien, será una oportunidad extraordinaria para adquirir la confianza y la seguridad que a todos nos falta cuando terminamos una formación, por más buena que sea, porque somos inexpertos.

Las mejores formaciones que he recibido me han ido modelando; cada maestro, como si yo fuera barro, ha ido conformando la figura que soy. Para mi es fundamental que las buenas formaciones sean transformadoras, que más allá de enseñarme la técnica me remueva de los pies a la cabeza y posteriormente me dejen bien recompuesta, reinventada que se dice ahora, lista para poder aplicar lo aprendido y transformado, y hacerlo muy bien.

Deja que te de unos apuntes algo más técnicos ahora…

En nuestro cuerpo, el Sistema Nervioso es el encargado de transmitir todos los impulsos nerviosos, procesar la información y mandar de vuelta una respuesta, a través de las vías nerviosas, a nuestros músculos y órganos. Con un buen método de Reflexología Podal aplicado al Tratamiento del Dolor, podemos aliviar las dolencias de los diferentes sistemas y órganos corporales, con trabajos reflexológicos específicos y muy novedosos, centrados en todas las zonas reflejas del Sistema Nervioso.

Estimulando las zonas reflejas de este sistema, lograremos el reequilibrio interno y haremos que el organismo aumente la segregación de sustancias inhibidoras del dolor como, por ejemplo, las endorfinas. Estos compuestos químicos son producidos por el cerebro, concretamente en la hipófisis, y tienen efecto analgésico sobre el organismo.

Además, con un tratamiento de Reflexología estaremos produciendo una gran relajación del paciente, quien se encontrará más sosegado y, gracias a esto, verá disminuidos sus dolores.

Por otra parte, desde mi forma de entender la Reflexología y combinarla con la Medicina Tradicional China, abordaremos no sólo el plano físico del paciente, sino su parte mental, emocional y energética.

Estamos ante una de las herramientas más eficaces para el tratamiento del dolor. Lo que perseguimos es el correcto fluir de la energía a través de ejercer digitopresiones en los puntos reflejos, donde se encuentran las terminaciones nerviosas que conectan con la parte del cuerpo a tratar, manifestándose así el equilibrio.

Cómo actúa la Reflexoterapia en el Tratamiento del Dolor

La Reflexología y el dolor son antagonistas, se repelen; ante una misma situación, la persona que es tratada con Reflexología, notará como el dolor disminuye, desaparece y, si el tratamiento es integrativo, podrá decirle adiós para siempre. Aplicando reflexoterapia se actúa sobre el Sistema Nervioso Central y Periférico. De este modo se relajan las vías nerviosas disminuyendo el dolor.

Si eres profesional de las terapias naturales y complementarias, y trabajas con ellas, sabrás que lo primero que busca el paciente, por lo general, es el alivio de la molestia en cuestión. Ahora bien, imagina que en pocas sesiones -incluso en una sola- ese dolor desapareciera y pudieras dedicarte a trabajar en profundidad en la causa que lo provocó; seguramente, ¡tus clientes estarían encantados!

Como decía anteriormente, no podemos separar la parte física de la emocional, mental y energética, por lo que debemos tener en cuenta que cuando el dolor aparece en el cuerpo, nos está avisando de dolores más profundos que no queremos escuchar y, como el cuerpo es muy sabio, lo manifiesta físicamente para que le prestemos atención. De nosotros y del tipo de tratamiento que sepamos hacer, dependerá acallar los síntomas, o acompañar al paciente en ese trabajo de escucha interior propia, para que descubra la verdadera causa que originó ese dolor.

Con la Reflexología Podal aumentamos nuestra conciencia, al aceptar que el dolor emocional es directamente proporcional al dolor físico, y así se manifiesta, y con el tiempo, la persona cambiará el esquema emocional que le llevó a sufrirlos.

Aprende a Prevenir Antes de que el Dolor Aparezca

El tratamiento del dolor es uno de los principales objetivos que deberías tener como especialista en reflexología, aunque la prevención del mismo es más importante, aún si cabe.

Como ya sabemos, la enfermedad es causada por los bloqueos en los meridianos que impiden el flujo de energía vital, haciendo que los sistemas, órganos y estructuras, que rigen cada uno de ellos, se vean afectados. Si aprendemos a restablecer el equilibrio y la armonía cuando una parte del cuerpo todavía no ha manifestado la patología, evitaremos el sufrimiento que esta conlleva. Así, eliminamos tensión y reducimos el estrés causante de multitud de enfermedades.

A veces, el dolor es inevitable, aunque mantenerle y sufrir es opcional, y existiendo la Reflexología, ¡¡es muy fácil vivir sin dolor!!

Isabel Pérez Broncano
Creadora del Método Ranvvai de Reflexología Podal Integral
Reflexóloga – Autora del libro Reflexología Integral
www.reflexologiaranvvai.es

Tags : alivio dolordolorreflexologíareflexología podal

Leave a Response