close

Las dos Ciencias de la Vida y la Luz

El origen de la Astrología Védica se remonta a más de 5.000 años en India, igual que la Medicina Ayurveda con la cual comparte pertenecer a las Sagradas Escrituras, a los Vedas. Jyotish es también el nombre con el que se conoce la Astrología Védica, la Ciencia de la Luz, muy utilizada en oriente aunque en los últimos años, va creciendo el interés en occidente. La Astrología Védica, Sideral también la nombran, da cuenta de los elementos sutiles de la naturaleza humana. Lo mental y lo espiritual conformando un panorama astrológico matemáticamente preciso en el contexto espacio-temporal, que rebela y señala las experiencias que una persona tendrá a lo largo de su vida, todas sus habilidades, fortalezas, miedos, inseguridades, debilidades y las medidas para mejorar, solucionar su propia vida.

Los Rishis, los Sabios que desde el marco del hinduismo, eran como santos, sacerdotes, poetas espirituales, grandes sabios, que dedicaban su vida a la meditación y la práctica espiritual, fueron quienes en la antigüedad usaron el Jyotish junto a la Medicina Ayurveda para más allá de hacer predicciones, poder sanar, reestablecer la salud o armonizar la vida tras las situaciones y dificultades que ella confería a través, también, de indicaciones y remedios védicos. El movimiento planetario regía desde un principio todo pronóstico.

La Astrología Védica ayuda a comprender lo que sucede en nuestras vidas y a conocer lo que necesitamos para que nuestras vidas estén en armonía y llenas de salud. Lo mismo pretende y logra la Medicina Ayurveda. Los recursos, los medios que ambas Ciencias utilizan para ello son diferentes, aunque tienen muchas similitudes y puntos de encuentro constante. Por ejemplo, en lo que se refiere a indicaciones de dietas alimentarias, rutinas diarias o medicinas herbales a utilizar.

Ambas Ciencias conforman una Filosofía de Vida. Y aunque pareciera que sólo es en oriente donde podría llevarse a cabo una vida en relación directa con estas sabidurías, en occidente podemos seguir determinadas recomendaciones, guías tanto nutricionales como de hábitos e indicaciones en el plano espiritual, como el recitado de mantras o la realización de pujas, que permiten crear el continente para que estemos donde estemos, ese equilibrio, ese tránsito de nuestra evolución, sea posible.

Los planetas y nuestro nacimiento: El pasado, presente y futuro

No existía el telescopio -son miles de años los que tiene el Jyotish- y, sin embargo los grandes sabios, tuvieron conocimientos astronómicos muy avanzados que les permitían calcular la posición y órbitas de los planetas. El origen del Ayurveda también es así de asombroso, de inexplicable desde un mero razonamiento intelectual. Ayurveda, Ciencia de la Vida, es la Medicina más milenaria que conoce la humanidad. Por tanto no se trata de algo en lo que se crea o no. No se reduce a una cuestión de fe. La O.M.S. ha declarado a Ayurveda una medicina natural, eficaz y científica.

La Astrología Védica es de naturaleza espiritual. Naturaleza que encuentra en la astronomía las bases para que podamos vernos en una especie de espejo astral y comprender así toda nuestra vida. El Jyotish permite descodificar el mapa planetario de nacimiento. Nacemos con algo así como un código personal. No existen entonces las casualidades, no son meras coincidencias, porque el momento mismo en el que nacemos, las posiciones de las constelaciones y de los planetas están brindando la información de lo que somos, de lo que traemos. Nos referimos a vidas pasadas también, nuestras acciones pasadas, nuestro karma acumulado.

Nacemos en un lugar determinado, un día y hora específica, dentro de una familia concreta, todo ello en el momento exacto en que los planetas y las estrellas estaban en una posición precisa. Ello determina nuestras características, por tanto también nuestro futuro, nuestro… destino. Destino del que somos responsables, no simples espectadores, sino los protagonistas hacedores del mismo.

Nuestros actos son nuestra responsabilidad, por ello la información que nos brinda el Jyotish nos permitirá actuar para transformar lo que necesitemos. Transformación que podemos realizar porque el karma no es eterno, podemos cambiarlo, mejorarlo, fortalecerlo desde las indicaciones claras que una Carta Astral Védica nos da por la posición de los astros en el momento en que nacimos, la influencia que cada planeta, estrella, marcaron en nuestra vida, actuando en consecuencia con esas indicaciones en nuestro momento presente, desde nuestros mejores y positivos pensamientos, porque no está escrito la forma en la que pensemos o decidamos actuar, siempre podremos elegir hacerlo adecuada o inadecuadamente, ante todas las circunstancias que tengamos que vivir.

La valiosa información de una Carta Astral Védica:

Valiosa, importante y clave información nos ofrece la carta astral védica. Es una información prodigiosa, porque otorga una serie de datos, muchos de ellos podríamos darle categoría de “grandes secretos” para comprender y conocer lo que pasa y pasará en nuestras vidas. Datos para tener el éxito que buscamos, éxito en todos los sentidos y acepciones del término. No reducido al plano material, pero sí incluyéndolo.

Vivimos en un mundo regido por lo material, simplemente necesitamos dinero para nuestro día a día, para realizar ese viaje que anhelamos, para tener una casa donde vivir, etc. etc.

Habrá para ello que ir logrando diferentes metas a nivel laboral, por ejemplo, para obtener los medios materiales necesarios. Y el éxito entendido como resultado satisfactorio, de felicidad por alcanzar un estado de salud, de prosperidad, de amor, de armonía familiar…, el éxito en tanto plenitud.

La información precisa que otorga una carta astral védica sólo puede darla un astrólogo védico cualificado, una persona que tiene la competencia profesional idónea para ello. La descodificación que un astrólogo védico realiza de nuestro mapa kármico, que dibuja nuestro momento de nacer, esa especie de lenguaje radiográfico del Universo, que nos desnuda por completo porque no da cuenta sólo de las características de nuestra personalidad, también pronostica a corto y largo plazo lo que puede pasarnos en la vida, corrobora que el Jyotish es la Ciencia de la Luz, porque justamente da claridad, da luz en todos los aspectos de la vida, lo que somos, lo que podemos ser, hacer, dónde, cómo, cuándo…

Una carta astral védica revela cómo es y puede ser nuestra salud, nuestra vida laboral, nuestras relaciones, nos conduce a ser conscientes de cuál es nuestra misión, a profundizar en nuestro autoconocimiento, en nuestra naturaleza personal, en nuestras estructuras mentales, nuestros patrones de pensamientos, en nuestra forma de gestionar las emociones, potenciando así más nuestras habilidades y cualidades, permitiéndonos anticiparnos o evitar sentimientos y/o experiencias de frustración, dolor, tristeza o enfermedades.

Una carta astral védica favorece el crecimiento personal profunda y verdaderamente. Es como una brújula astrokármica. Existe un orden en el Universo. La Astrología Védica nos da información sobre ese gran orden, nos muestra esa “radiografía kármica” personal. Nuestra evolución depende de que podamos crecer actuando de forma correcta, siendo mejores personas. El conocimiento que tengamos de lo que traemos, de lo que somos y de lo que nos depara la vida, favorecerá que tengamos herramientas para actuar de forma congruente, honesta, respetuosa, conocer nuestro destino, poder mejorarlo, corregirlo para potenciar nuestro bienestar, nuestra salud y construir entre todos un mundo más generoso y amoroso, conectando con nuestra naturaleza original. Sencillamente, habitaríamos otro mundo.

Podemos beneficiarnos del increíble sistema predictivo de una carta astral védica no sólo a nivel personal, sino colectivo, ello conformaría una verdadera evolución.

Lic. Susana Fumis
Directora de SUKHA Centro AYURVEDA
Próximos retiros en La Hospedería del Silencio
www.hospederiadelsilencio.com
www.ecocentro.es

Tags : astrologíaastrología védicaayurvedacarta astral

Leave a Response